19 dic. 2014

1d10 razones por las que no deberías matar ese monstruo (I)

En la entrada de hoy quiero dejaros una tabla para D&D. Podría utilizarse en encuentros aleatorios con monstruos errantes, también serviría para otros juegos de fantasía. Creo que será más eficaz con jugadores con un mínimo de conciencia y personajes buenos o neutrales. Si como director de juego sabes que tienes un grupo de psicópatas, servirá para evidenciar aún más lo malas personas que son los jugadores/personajes.

Lanza 1d10 y mira aquí:

 1. La criatura que esta enfrentando el grupo de aventureros simplemente está protegiendo a sus crías. Lo suyo es que los personajes vean de soslayo alguna versión pequeña y muy mona del progenitor.

Los guardianes gemelos del bosque de "Gue", oooh ¿Cuantos PX dan?
 2. La criatura es la encarnación de la pureza natural o protector espiritual de una zona. Si esta muere, el lugar se convertirá en un hervidero de criaturas malignas. Un ejemplo podría ser el gran ciervo blanco de un bosque.

 3. De alguna manera los personajes saben que la bestia anteriormente fue humana, lo peor es que existe alguna posibilidad de que vuelva a serlo.

 4. Los aventureros cruzan su camino con un monstruo que resulta ser una criatura adorable y tan inteligente como un niño. Si está en peligro de muerte llorará. El problema es que alguna parte de su cuerpo se vende a precios astronómicos.

 5. Los personajes son asaltados por algún peligro, antes de que ocurra nada el monstruo hace aparición espantando a los atacantes. La criatura mira ahora con sorpresa a los aventureros.

Nadie, nunca, en D&D.
 6. Los aventureros o cualquier otro ha matado a toda la familia del monstruo. Se pueden ver los cadáveres alrededor. Si los personajes huyen lejos es posible que no les persiga y se quede guardando a sus difuntos.

 7. En este caso la criatura está enferma y busca ayuda. La actitud del monstruo se podría malinterpretar, al fin y al cabo los gritos de dolor se parecen a los rugidos.

 8. Alguien mas o menos poderoso, malvado y que no respeta a los animales está controlando una fiera que azuza a los aventureros. Los personajes pueden ver en los ojos de la criatura que realmente no quiere hacer daño a nadie.

 9. El monstruo está hambriento y su aspecto así lo demuestra. No atacaría a humanoides normalmente. Si los aventureros le ofrecen parte o todas sus provisiones les dejara tranquilos.

 10. Después de demasiadas generaciones de aventureros masacrando a su especie, la criatura ataca a todo humanoide que se le acerque. El cementerio natural donde vive es testigo del motivo de su reacción.
¡¿Vas a matar a sus padres mientras mira?!